Si quieres vender online sin inventarios, pero no tienes muy claro los requisitos legales, has llegado al artículo correcto.

Vamos a explicarte de forma clara cómo hacer dropshipping legalmente para que puedas empezar tu negocio de eCommerce de forma segura.

Las oportunidades no llegan, se crean. No esperes más.

Empieza gratis

Recap: ¿En qué consiste el dropshipping?

El dropshipping es una variante del ecommerce en donde una tienda no mantiene los productos que vende en stock; en su lugar, cuando se vende un producto, se compra la mercancía de una tercera persona y luego se envía directamente al cliente. 

No tiene nada que ver con el comercio tradicional. La logística del comercio electrónico cambia por completo, ya que, si te dedicas al dropshipping, solamente te encargarás de gestionar los pedidos de los clientes y la facturación.

Cuentas con una gran ventaja con respecto al modelo de venta tradicional: tu negocio no necesita stock. Por ejemplo,  podrás hacer dropshipping con Oberlo

“El dropshipping no requiere una inversión de capital inicial.”

Montar una tienda on line de dropshipping tiene un riesgo muy bajo con respecto al comercio tradicional. La inversión inicial se limita a la creación de la tienda y estrategias de venta. Es importante que conozcas bien el funcionamiento de este negocio y que conozcas todos sus aspectos legales, después tan solo deberás preocuparte de ganar dinero.

Requisitos legales del dropshipping en España

Tanto para montar una tienda de dropshipping como para crear una tienda física los requisitos legales son los mismos.

dropshipping legal

Para hacer dropshipping legal, en primer lugar, deberás darte de alta en la Seguridad Social como autónomo. Este trámite lo tendrás que hacer antes de la apertura de tu tienda online.  Después debes darte de alta en el Impuesto de Actividades Económicas indicando el epígrafe que mejor se adecue a tu actividad; por otra parte, debes escoger una forma jurídica, bien sea una Sociedad Anónima, una Sociedad Civil, como persona física o una Sociedad Limitada. 

“Según la forma jurídica que elijas cambiará tu forma de tributar”

¿Qué forma jurídica debo elegir?

A la hora de crear tu empresa, podrás optar por varias formas jurídicas, pero las más sencillas son montar una sociedad limitada o realizar tu actividad como persona física. En ambos casos, tienes que darte de darte de alta en la seguridad social como autónomo, actualmente la cuota de autónomo ronda casi 300 euros al mes, pero es muy posible que te puedas acoger a la tarifa plana, en la que pagarás únicamente 60 euros.

¿Se puede vender online sin ser autónomo? ¿Es recomendable? Nosotros te recomendamos que te des de alta desde el primer día.

¿Qué impuestos tengo que pagar si hago dropshipping?

Impuestos sobre el beneficio

En caso de que hayas optado por constituir una sociedad limitada, tendrás que tributar por impuesto de sociedades. En ese caso pagarás un tipo fijo de forma anual. Actualmente un 25% sobre tus beneficios (15% durante el primer año).

formulario sociedades dropshipping legal

Si, por el contrario, has optado por abrir tu tienda online como empresario individual tributarás por IRPF (aquí tienes un artículo si no sabes cómo hacer la declaración de la renta). En ese caso el tipo impositivo es variable pudiendo llegar a un 45% si tu base imponible es superior a 60.001 euros.

declaración para hacer dropshipping legalmente

En ambos casos debes llevar una contabilidad y guardar todas tus facturas de compra y de venta al menos durante 5 años. Pero ten en cuenta que, si eres autónomo, la contabilidad es mucho más sencilla que en una sociedad limitada.

Una SL deberá llevar (y diligenciar) varios libros oficiales a los que obliga el Código de Comercio (Libro Diario, Libro de Cuentas Anuales e Inventario) y además tendrá que publicar esas cuentas Anuales en el Registro Mercantil.  Y, además, los mismos libros fiscales que los empresarios individuales.

Los autónomos sólo tienen que llevar libros fiscales: Libro registro de ventas e ingresos, Libro registro de compras y gastos y Libro registro de bienes de inversión.

“Si ya tienes abierta una tienda física y ya estás dado de alta como autónomo deberás darte de alta en un nuevo epígrafe actividades económicas y revisar tus obligaciones fiscales.”

Si estás empezando prueba a iniciar tu negocio como autónomo y más adelante ya verás si es conveniente montar una sociedad limitada.

El IVA en el dropshipping

La parte fiscal más importante de tu negocio es el IVA. Y esa parte es idéntica ya seas empresario individual o sociedad limitada. Para llevar toda la fiscalidad en el dropshipping una asesoría especializada te puede ayudar mucho y evitarte quebraderos de cabeza.

El pago del IVA se hace siempre por diferencia entre el IVA que cobras a tus clientes y el IVA que pagas a tus proveedores. Por lo tanto, cualquier empresa que de beneficios tiene que pagar IVA.

IVA en el dropshipping

Te ponemos un ejemplo: has comprado unas zapatillas a 50 euros más IVA, es decir, has pagado 10,50 euros de IVA. Y las vendes a 60 euros más IVA, es decir, has cobrado 12,60 euros de IVA. ¿Cuánto tienes que pagar a hacienda? 12.60 – 10,50 = 2,10 euros.

Mucho ojo cuando hagas tu plan de negocio. El IVA no es parte de tus ingresos ni de tus gastos. Pero tu negocio en un poco más complejo. En tu caso la mayor parte de los gastos que tienes no llevan IVA, la mayor parte de tus compras las haces en China y sólo tienen IVA tus gastos corrientes (la asesoría, las cuotas de internet, etc).

El IVA de las compras en CHINA (Actualizado en Junio de 2021)

Para tu tienda online seguramente buscarás proveedores de dropshipping en China. Es decir, que tendrás que hacer una importación.

¡Muy atento! Porque las cosas han cambiado:

Hasta junio de 2021, todas las compras a China con un valor inferior a los 22 euros estaban exentas de IVA y aranceles.  Pero ahora las cosas han cambiado. 

¿Qué cambia con la reforma de 2021?

La reforma de las normas del IVA en la Unión Europea contiene tres novedades importantes:

  • La eliminación de los umbrales en las ventas a distancia.
  • El fin de la exención del IVA en la importación de pequeños envíos de escaso valor.
  • La responsabilidad del IVA sobre los marketplaces para ventas a distancia de bienes importados de terceros territorios o terceros países.

Anteriormente, si vendías a consumidores situados en otros Estados miembros, únicamente estabas obligado a facturar con el tipo de IVA del país de destino si tus ventas en dicho país sobrepasan unos determinados umbrales. Normalmente, entre 35.000 a los 100.000 euros dependiendo del país. 

Sin embargo, la reforma suprime los umbrales y cualquier empresa que facture más de 10.000 euros (umbral único para todos los países) por ventas realizadas a consumidores de otros Estados miembros tendrá que facturar con el tipo de IVA correspondiente al Estado donde se encuentra el consumidor.  

“La nueva normativa deroga la exención actualmente existente del IVA de pequeños envíos a las importaciones con un valor inferior a 22 euros.”

Te recomendamos encarecidamente que leas nuestro artículo: Cambios de IVA en la UE (Julio 2021): Todo lo que necesitas saber. En él, encontrarás toda la información necesaria sobre este tema. 

El dropshipping y la Ley de Protección de Datos

Tu tienda online tendrá que cumplir la normativa de Protección de Datos. En caso de que almacenes de alguna manera datos personales (formularios de registro, etc.), siempre será obligatoria una mención a la política de privacidad de los datos y a la recogida de cookies. Esto incluye también el uso de redes sociales como Facebook, Twittero Instagram.

La página que contenga el aviso legal ha de ser independiente, permanecer visible en todo momento y ser accesible desde cualquier punto de la página web.  Se compone principalmente de tres elementos fundamentales: los términos de uso, la política de privacidad y las condiciones de contratación.

IVA en las compras a china

Términos de uso

El apartado Términos permite el acceso permanente a los datos de contacto de los propietarios de la web. Deberás mencionar: la denominación social del titular de la web, domicilio y datos de contacto, el Número de identificación fiscal (NIF), los datos de inscripción en el Registro Mercantil (si eres una sociedad mercantil).

términos y condiciones en dropshipping legal

Además, debes incluir información sobre el precio de los productos, indicando si se incluyen o no los impuestos aplicables y los gastos de envío.

Condiciones de contratación 

Tu tienda online también tiene que cumplir la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y del Comercio Electrónico. Deberás indicar: 

Plazo de entrega: máximo 30 días desde el pedido, en caso de que no se cumpla el plazo porque el producto no esté disponible debe informarse rápidamente al consumidor y darle la opción de recuperar las sumas abonadas.

Política de devoluciones: desde que se recibe el producto el comprador tiene 7 días hábiles para devolverlo (derecho de desistimiento), sin especificar motivo, cuando no sean productos perecederos, archivos de canciones, etc.

Producto deteriorado: en este caso debe de tenerse en cuenta la reparación o la sustitución que deben ser gratuitas. De esta forma, en los 6 meses posteriores a la entrega, el vendedor debe responder de las faltas de conformidad que motivaron la reparación.

No olvides poner el origen del producto. La responsabilidad es tuya en caso de que haya alguna reclamación.

¿Quieres saber más?